rio de janeiro ciudad maravillosa

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Cuantas veces no hemos escuchado o incluso utilizado el apelativo de Ciudad Maravillosa para referirnos a Río de Janeiro. A quien conozca la ciudad, seguramente le parecerá que este sobre nombre está absolutamente justificado, qué otro lugar podría conjugar tantas bondades en un solo espacio? Pero, quien no ha tenido la suerte de verla en primera persona, quizá se pregunte si realmente es para tanto.

Río de Janeiro no siempre tuvo la imagen que ahora tiene, durante el siglo XIX le dio la espalda a la costa y vivió una época de caos e insalubridad que difícilmente la harían merecedora de un calificativo tan apasionado. Sin embargo hubo un hombre, el prefecto Francisco Pereira Passos, que se propuso transformarla y convertirla en una metrópoli moderna y hermosa, una ciudad de la que fuera fácil enamorarse.

City Tours en Río

Recorre Río de Janeiro con los mejores City Tours en Río. Conoce monumentos, admira paisajes naturales y explora los barrios de la ciudad. ¡Experimenta la cultura carioca!

Reservar

Fue tal el cambio que, ya en la prensa, a principios del siglo XX se hablaba de la ciudad maravillosa, para hacer referencia de la transformación de Río de Janeiro. Fue tal el encanto que la ciudad derrochaba, que la escritora francesa Jane Catulle Mendes, escribió un libro de poesía en 1913 para homenajear a la ciudad de la que se había quedado prendada y lo tituló “La Ville Merveilleuse”, es decir La Ciudad Maravillosa.

Y así fue como poco a poco todo el mundo aceptó para Río de Janeiro este bien merecido apelativo, hasta que en 1935 André Filho y Silva Sobreira crearon la famosa marcha que se ha convertido en el himno oficial de Río: Cidade Maravilhosa (Ciudad Maravillosa).




Y para que no quede ninguna duda de por qué Río de Janeiro es verdaderamente una Ciudad Maravillosa, aquí mencionamos algunas razones:

En ninguna parte como en Río de Janeiro se combina una ciudad moderna y cosmopolita, con una naturaleza tan exuberante

Río acoge, en su mismo centro, la selva urbana más grande del mundo, basta sólo con adentrarse unos metros en sus enormes áreas verdes para toparse de lleno con la naturaleza. Enorme vegetación tropical y animales sorprendentes como monos tití, jacarés o tucanes se entremezclan con el paisaje urbano.

Una increíble selva tropical compartiendo espacio armoniosamente con enormes edificios, grandes avenidas, miles y miles de automóviles y millones de personas. Basta con subir a alguno de los múltiples miradores de Río de Janeiro para tomar consciencia de hasta qué punto se da esta combinación.

selva y ciudad entrelazadas en rio de janeiro ciudad maravillosa

La naturaleza y la modernidad urbana se mezclan

En Río de Janeiro todo el mundo se siente en casa

La Ciudad Maravillosa es tan cosmopolita, diversa y multicultural, que cualquiera puede ser un carioca. Quien visita la ciudad por primera vez se dará cuenta de que es imposible saber con certeza quien es de allí y quien está sólo de visita, todas las razas se confunden en una y eso hace que todo el que va a la ciudad se sienta cómodo, bien recibido y nunca incómodamente observado.

Eso sin olvidar la maravillosa hospitalidad carioca, que abre los brazos a quien quiera que llega, y le recibe con una sonrisa en todas partes.

Río de Janeiro siempre parece estar de vacaciones

Puede que sea su clima, puede que sean sus playas, quizá sea la música que suena por todas partes, o seguramente la combinación de todo eso y más, pero siempre parece haber un ambiente de fiesta que contagia de alegría a todo el mundo.

Basta con recorrer un poco las calles de Río para percibir esa sensación de informalidad y de relajación que reina entre sus habitantes. No hay necesidad de estresarse, parecen decir, aquí vivimos en un lugar único, un lugar privilegiado, así que tómate la vida con calma y simplemente disfruta.

ciudad llena de musica rio de janeiro ciudad maravillosa

En Río siempre hay un motivo para tocar música y cantar

En Río de Janeiro la vida se vive al aire libre

Cómo podría ser de otra manera, si la belleza natural de la Ciudad Maravillosa nos asalta a cada instante. Los cariocas disfrutan del aire libre en todo momento, siempre hay gente en la playa, jugando en la arena o bañándose en el mar. El deporte se hace al aire libre, respirando el aire que viene de la costa, subiendo a sus montañas, desafiando sus olas. Los parques y áreas verdes (que no son pocos) siempre están llenos de gente paseando, conversando, comiendo, en una palabra, viviendo.

Bares y restaurantes tienen más mesas en las terrazas que en el interior, porque el carioca quiere ver la calle, ver pasar a la gente, disfrutar del buen tiempo. La vida no puede ser de otra manera.

Río de Janeiro ofrece espectáculos naturales a diario

No hay que ir a ningún lugar especial para ver una maravillosa obra de arte, la obra de arte está en la propia ciudad. No sólo los turistas visitan los muchos miradores de Río para deleitarse con las vistas, sino también los propios cariocas, que están más enamorados de su ciudad que nadie.

Las puestas de sol congregan todos los días a cientos de personas en diferentes lugares, todos quieren deleitarse con este espectáculo único que cada día y dependiendo desde donde se admire, es diferente.

atardecer en rio de janeiro ciudad maravillosa

Las puestas de sol son maravillosas

Río de Janeiro ofrece toda la música que se pueda imaginar

La Ciudad Maravillosa es una ciudad musical. Abierta a todo tipo de música, hay espectáculos musicales para todos los gustos.

Río suena a samba, la tradicional melodía de su mundialmente famoso Carnaval, ese evento tan impresionante y tan enorme que sólo el que lo vive lo puede entender. Río de Janeiro suena a Rock, por algo es la cuna de uno de los mayores eventos del rock del mundo, el festival de Rock in Río.

Y por supuesto Río suena a Bossa Nova, esa música tan especial nacida aquí, que canta al amor y la belleza y que ha servido a muchos compositores para expresar su fascinación por la ciudad que la vio nacer.

En Río de Janeiro hay kilómetros y kilómetros de maravillosas playas

No hace falta más que dar unos pocos pasos para llegar a alguna de sus hermosas playas de fina arena dorada. Los cariocas adoran sus playas y las aprovechan al máximo. No hay día que no haya gente tomando el sol, bañándose en el mar o practicando toda la variedad de deportes de playa que sólo allí se pueden encontrar.

Cómo resistirse a esas maravillosas costas. La vida en Río de Janeiro mira al mar y la inmensidad del océano hace que la ciudad se vuelva infinita, que se olviden las prisas, que todo parezca perfecto.

kilometros de playa en rio de janeiro ciudad maravillosa

Kilómetros de playas hermosas

Y por si fuera poco, el clima de Río es prácticamente perfecto

En la Ciudad Maravillosa se puede disfrutar del sol y de la playa durante todo el año. Es verdad que su clima tropical se caracteriza por veranos con algunas fuertes tormentas y que en invierno puede llover, pero nunca hace demasiado frío y las tormentas de verano duran poco.

Quizá sea el clima cálido, la calma que transmite el mar o la plácida sensación de sentirse abrazados por la selva, lo que hace que los cariocas sean un pueblo feliz, acogedor y alegre. Quizá sea por la enorme modernidad arquitectónica que transformó Río de Janeiro hace un siglo o quizá precisamente porque a pesar de ella la naturaleza se abre camino y resiste manteniendo su lugar privilegiado. Quizá sea la música o quizá mil otras razones que cada quien encuentra en su interior cuando la conoce. En todo caso, sea por la razón que cada uno quiera, Río de Janeiro es verdaderamente una Ciudad Maravillosa!

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone
Menu
×